Receta Pasta Espaguetis a la carbonara
Pasta

Espaguetis a la carbonara

Los espaguetis a la carbonara es el plato de pasta con queso favorito de la cocina italiana. Con la técnica correcta, es posible hacerlo perfecto. Además, con el crujiente de la panceta su textura es aún mejor.

Cómo hacer Espaguetis a la carbonara

Ingredientes

  • 350 g de espaguetis
  • 2 dientes de ajo
  • 3 huevos
  • 50 g de queso parmesano
  • 50 g de queso de cabra
  • 100 g de panceta
  • 50 g de mantequilla sin sal
  • Pimienta negra recién molida
  • Sal marina
  • Agua

Preparación

Comenzaremos poniendo agua en una cacerola. Luego colócala en el fuego y deja que empiece a hervir.

Mientras tanto, retira la corteza de la panceta y córtala finamente. Luego, en un cuenco, ralla el queso parmesano y el queso de cabra, y mézclalos bien.

En otro cuenco bate los 3 huevos. Salpimenta al gusto. Y reserva.

Añade ahora 1 cucharadita de sal marina al agua hirviendo. Es el momento ideal para añadir los espaguetis. Remueve bien. Cuando el agua comience a hervir de nuevo, baja el fuego y cocina a fuego lento constante, tapado y removiendo de vez en cuando, entre 9 a 10 minutos más, o bien hasta que estén al dente.

Pela los dientes de ajo y aplástalos con la ayuda de un cuchillo. Mientras los espaguetis continúan cocinándose, es el momento de preparar la panceta. Para ello pon 50 gramos de mantequilla sin sal en una sartén grande, y tan pronto como se haya derretido añade la panceta cortada y el ajo.

Deja que se cocine a fuego medio durante aproximadamente 5 minutos, removiendo con frecuencia, hasta que la panceta se haya vuelto crujiente y dorada. Retira el ajo, ya que habrá infundado de sabor a la panceta. Baja el fuego, a fuego muy bajo, simplemente para que la panceta se mantenga caliente mientras continuamos cociendo la pasta.

Cuando la pasta esté lista, retira el agua con cuidado y con la ayuda de un tenedor o de unas pinzas para pasta, colócala en la sartén con la panceta. Mezcla el queso con los huevos batidos, reservando un poco del queso para espolvorear después.

Retira la sartén del fuego. Vierte rápidamente los huevos y el queso. Con la ayuda de las pinzas, o del tenedor, levanta los espaguetis para que todos se mezclen con el huevo, hasta que se espese. Sazona con un poco de sal. Si lo deseas, puedes añadir un poco de agua de cocción de la pasta, pero no hay que excederse.

Para terminar, sirve la pasta en un plato hondo o tazón, salpimenta al gusto, y añade un poco de queso por encima.

5/5 (1 voto)