Receta Pescado Chocos en salsa
Pescado

Chocos en salsa

Esta receta de chocos en salsa no te puede faltar en tu recetario de la gastronomía canaria, te facilitamos la receta porque es realmente una verdadera exquisitez.

Los chocos en salsa, calamares, pota, pulpo, sepia (choco) son recetas típicas en nuestra gastronomía de Canarias.

Puedes escoger cualquiera de estos cefalópodos y prepararlos con esta deliciosa salsa, seguro que gustará a todos.

Ingredientes

  • 1.500 g de chocos
  • 3 dientes de ajo sin piel y troceaditos
  • 3 cebollas troceaditas
  • 3 tomates maduros
  • 3 ramitas de perejil picaditas
  • 1 pimiento rojo troceadito
  • 1 hoja de laurel
  • Tomillo seco o fresco 
  • 1 pizca de pimienta negra molida
  • Un poco de cúrcuma o colorante alimentario
  • Unas hebras de azafrán
  • 100 ml de vino blanco
  • 50 ml de vinagre
  • Agua
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal gruesa

Elaboración

Lavamos bien los chocos, los limpiamos como hacemos con los calamares.

Luego en casa los volvemos a lavar, podemos cortarlo en anillas, en trozos o a cuadros, como más te guste.

En un caldero ponemos un poco de aceite de oliva a calentar para ir haciendo la fritura.

Cuando esté caliente, pochamos la cebolla, luego añadimos el pimiento rojo, los dientes de ajo, los tomates y cocinamos con fuego suave, removiendo con frecuencia, cocinamos unos 10 minutos.

Agregamos la hoja de laurel, la pimienta negra, el pimentón dulce, el tomillo, un poco de sal y removemos.

Añadimos el vino, el vinagre, y subimos el fuego para dar un hervor al vino.

Ahora bajamos el fuego para que se vaya haciendo la fritura de forma lenta mientras vamos preparando los chocos.

Ponemos una sartén con un poco de aceite de oliva a calentar para saltear los chocos.

Una vez salteados los añadimos al caldero de la fritura.

Echamos un poco de agua solo para cubrir.

Añadimos el colorante o la cúrcuma y cocinamos con fuego moderado hasta que los chocos estén tiernos.

Antes de apagar el fuego añadimos las hebras de azafrán, y probamos de sal.

Apagamos el fuego, dejamos reposar un poco y servimos como se prefiera tibio o caliente.

Este plato solemos comerlo acompañado de unas papas sancochadas o unas papas arrugadas.

Receta original de Teresa Ortiz Suárez.

5/5 (1 voto)

Te recomendamos